martes, 21 de julio de 2015

Receta | Focaccia con Aceitunas y Romero

Después de mucho tiempo en mi lista de deseos, ¡mis hermanas me han regalado el Veganomicón! La receta de hoy es una focaccia vegana que podéis encontrar en el libro, que os recomiendo al 100%, y contiene 250 recetas 100% vegetales.


En mi caso, añadí aceitunas negras a la receta, aunque creo que otro tipo de aceitunas o tomate seco le quedarían también muy bien. La receta original es de Isa Chandra Moskowitz y Terry Hope Romero, y podéis comprar el libro aquí:




          INGREDIENTES          

        ■ 1 sobre y medio de levadura de panadero en polvo (unos 7'5gr.)
        ■ 310 ml. de agua templada
        ■ 3 cucharadas soperas de AOVE
        ■ 3 cucharadas soperas de romero fresco*
        ■ 3 tazas de harina
        ■ 1 cucharadita de sal
        ■ AOVE (para pincelar)
        ■ sal gruesa (para decorar)
        ■ aceitunas negras

          ELABORACIÓN          

Mezclamos la levadura con el agua templada en un bol grande, y añadimos el AOVE (aceite de oliva virgen extra), el romero, la harina, la sal, y mezclamos bien. Amasamos la mezcla hasta conseguir una textura blanda. Si se nos pega demasiado, podemos ir añadiendo poco a poco cucharadas soperas de harina. Una vez amasada, colocamos la masa en una superficie enharinada, y la trabajamos durante al menos 5 minutos, hasta que quede homogénea. Añadimos unas gotas de aceite al bol que teníamos, metemos la masa, y le damos vueltas para que se recubra de aceite. Tapamos con un trapo limpio, y dejamos que repose una hora para que aumente su volumen.
Cogemos de nuevo la masa, la aplastamos sobre la superficie enharinada, y volvemos a amasar. Pasamos un rodillo enharinado, y le vamos dando una forma circular, de un dedo de grosor aproximadamente. Trasladamos la masa a una bandeja engrasada, la pinchamos con un tenedor, colocamos las aceitunas, rociamos con sal gruesa, y pincelamos con AOVE. Tapamos de nuevo y dejamos que repose 20 minutos mientras precalentamos el horno a 180ºC. Una vez pasado ese tiempo, metemos la focaccia al horno durante media hora, hasta que esté ligeramente dorada. La sacamos del horno, dejamos que enfríe, ¡y ya podremos cortarla!

NOTA: Como yo no tenía hojas de romero fresco, usé romero seco, y queda igualmente buena.

• • • • • •

Si hacéis la receta, os invito a dejar vuestra opinión en los comentarios. ¡Espero que os guste!


¡NO OLVIDEIS SEGUIRME!



 

1 comentario:

  1. ME ENCANTAN LAS ACEITUNAS, ME ENCANTA. Dios qué pinta.

    ResponderEliminar